"La historia de estos toros empieza hoy. Los dueños tienen que empezar a probarlos genéticamente, saber cómo resultan sus hijos, como evolucionan los EPD y la historia comienza a partir de acá", expresó el Dr. Héctor Bonomi Danza previo a dar el fallo de su jura.

El jurado Braford consideró que "son potenciales grandes padres, pero para que lo sean realmente tienen que seguir trabajando dentro de sus rodeos, probarlos y que sean capaces de transmitir las virtudes que tienen".

En ese escenario el Gran Campeón fue un ejemplar de cabaña "El Telégrafo" de Pi, "un toro largo de tronco y balance excelente", que según Bonomi brinda "un paquete completo, porque es fuerte en todas sus características".

Para el Ing. Salvador Pi Gamba fue una satisfacción. "Es nuestro tercer Gran Campeón, un toro muy balanceado, con mucha carne, tamaño moderado, correcto, masculino, buen desplazamiento". El ejemplar, con genética de cabaña Chadwik Downs, hijo de CD Hefner, según Pi "es lo que busca la producción de carne, no exagerado músculo, ni tamaño, ni cobertura de grasa, sí que se balanceen los atributos para transmitirlo a su descendencia".

Ahora, dijo el Ing. Pi, "vamos a probar la descendencia, usar semen y en un futuro, como hemos hecho con otros Grandes Campeones, venderlo, para que lo usen otras cabañas y tener datos de él".

Gran Campeón y Campeón Dos Años: de cabaña "El Telégrafo"; Reservado Gran Campeón y Reservado Campeón Dos Años: de La Victoria SG; Tercer Mejor Macho y Campeón Ternero: de La Victoria SG.

 

 

Publicado en: Rurales El País.